16:31. MARTES 16 DE JULIO DE 2019

La sucesión

Política
28 mayo, 2011

Gabino de Lorenzo podría renunciar al cargo antes de la composición de la nueva corporación, o bien esperar a su toma de posesión

Gabino de Lorenzo medita su retirada definitiva de la política. Demasiado cansado como para gobernar en minoría, y con el Ayuntamiento pendiente de un posible pacto entre PP y Foro Asturias, que implicaría su salida sin condiciones del consistorio, el regidor sopesa renunciar al acta de concejal. Y se abren varias posibilidades para su sucesión, dependiendo del momento en el que De Lorenzo decida hacer pública su marcha.
En caso de que el primer edil decidiese no tomar posesión de su acta, antes del 11 de junio, cuando se constituirán los ayuntamientos de toda España, deberá presentar su renuncia ante la Junta Electoral. En ese caso, la lista del PP avanzaría un puesto, dejando a Agustín Iglesias Caunedo como ‘número uno’, y permitiendo a Alfonso Pereira, que ocupa el duodécimo puesto, ‘renovar’ su cargo en el consistorio. Gabino de Lorenzo también podría renunciar a la alcaldía después de tomar el bastón de mando. En ese caso, se abrirían nuevas incógnitas. De Lorenzo tendría que dimitir ante el Pleno de la corporación. De forma interina, lo sustituiría el primer teniente de alcalde, Agustín Iglesias Caunedo. Por lógica, el segundo en la candidatura debería ocupar, en caso de renuncia, el primer puesto. Pero la lógica y las matemáticas no siempre se llevan bien con la política. Antes de irse, Gabino de Lorenzo podría maniobrar para designar a su sucesor, y para eso es necesario que tome posesión del cargo por última vez, aunque sea solo de forma ‘temporal’. Si se da esta situación, será el PP quien decida el nombre del futuro alcalde. O en otras palabras, De Lorenzo tomará su ‘última decisión’ como alcalde nombrando a su ‘delfín’. El propio Caunedo es el secretario de la Junta Local del PP en Oviedo, totalmente controlada por Gabino de Lorenzo. Entre los posibles aspirantes, se encuentra Agustín Iglesias Caunedo, y Belén Fernández Acevedo (número cinco), un ‘valor’ en ascenso en la última legislatura, y muy próxima a Isabel Pérez Espinosa. También, gana puntos por ser la mujer de Rodolfo Sánchez, jefe de prensa del consistorio y uno de los hombres con mayor influencia en las decisiones del alcalde. Pero también hay opciones para una tercera vía: Alberto Mortera (número tres). Un ‘tapado’ con pasado socialista pero persona de la máxima confianza del regidor. De hecho, durante la larga y ‘triste’ noche electoral para el PP de Oviedo, Mortera no se apartó, ni un momento, de Gabino de Lorenzo.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter