07:04. MARTES 17 DE SEPTIEMBRE DE 2019

Caunedo pasa al ataque

Oviedo
30 junio, 2014
SERGIO GARCÍA

La ausencia de inversiones (‘plan A’, colegios, accesos del HUCA) y las obras sin acabar (Museo de Bellas Artes), que el PP ‘silencia’ en la Junta, ponen fin a la tregua municipal

Oviedo existe, pero el Principado parece haberlo olvidado. A la sequía de inversiones y la anulación de proyectos, como la segunda fase de la ampliación del Museo de Bellas Artes, se suma la nula presencia del gobierno regional en la capital. Hace meses que la Junta General no debate sobre iniciativas para la ciudad, y Ana González, la consejera de Cultura, ni siquiera acude a la zarzuela, ni a las reuniones del patronato de la Ópera. Y no es una cuestión menor, ya que el presidente del Principado, y sus consejeros, apenas han ‘pisado’ Oviedo, desde que los socialistas recuperaron las riendas del gobierno regional.

El alcalde, Agustín Iglesias Caunedo, había mantenido hasta ahora la corrección en sus críticas, ofreciendo colaboración institucional y diálogo al Principado. Pero la ‘calma chicha’ parece haberse acabado, y se anuncia tormenta. La semana pasada, Caunedo enumeró 79 obras pendientes en 27 colegios del municipio, que la consejería de Educación ignora, y el pasado dmartes, elevó el tono de sus críticas, atribuyendo a la “incompetencia” de los socialistas, los retrasos en los accesos al HUCA. La apertura del HUCA, improvisada y caótica, ha puesto fin a la tregua que mantenía el Ayuntamiento de Oviedo. Y la lista de incumplimientos es larga y variada. Tanto, que Iglesias Caunedo podría hacer una reclamación a la semana, y tendría ‘munición’ hasta las próximas elecciones. Desde las obras del ‘plan A’ que el gobierno se niega a pagar (3,5 millones), a la rehabilitación de la Plaza de Toros (bloqueada por Patrimonio), pasando por la construcción de un Centro de Salud en Colloto, o las reformas en las escuelas. Por ahora, el Ayuntamiento no ha caído en el victimismo del ‘cerco a Oviedo’, pero la paciencia puede haberse acabado, cuando queda menos de un año para para unas nuevas elecciones municipales y autonómicas.

Las reclamaciones municipales son de justicia ante la creciente lista de incumplimientos por parte del Principado, aunque también tienen ‘miga’ política. Agustín Iglesias Caunedo encabezará, por primera vez, la candidatura del PP, y el guión electoral obliga a desmarcarse del PSOE y a exigir las inversiones que el gobierno regional no ha ejecutado. Sin embargo, Caunedo está solo en esta ‘guerra’. Sus reclamaciones no tienen ninguna réplica en la Junta General. El PP y el PSOE, mantienen un idilio parlamentario, y Mercedes Fernández no va a romperlo por las cuitas de Caunedo, y tampoco tiene intención de salir al rescate de quién será su ‘rival’ en un futuro no muy lejano. En el PP de Oviedo crece el malestar hacía Mercedes Fernández que, apoyando a Javier Fernández, hace -al mismo tiempo- la puñeta al Ayuntamiento de Oviedo. “Lo normal, en estos casos, es que el grupo parlamentario del PP en la Junta hiciera causa común con el equipo de gobierno municipal, para reclamar en la Junta, las actuaciones que el Principado tiene pendientes en Oviedo”, sin embargo, los diputados del Partido Popular siguen sin defender las reclamaciones de Iglesias Caunedo en la Junta, según indicaron ayer a este periódico, fuentes del equipo de gobierno.

Mientras tanto, el Principado sigue sacando balones fuera y no da respuestas a ninguna de las asignaturas pendientes que tiene en la capital asturiana. Cuando Iglesias Caunedo exige que el Principado asuma las competencias sobre los colegios, Ana González (Educación) le replica que el municipio es el que más dinero recibe. Si el Ayuntamiento solicita la apertura de un nuevo Centro de Salud en Colloto, Faustino Blanco (Sanidad), anuncia que será inaugurado en 2017. Si el consistorio denuncia que el ejecutivo reduce las ayudas sociales e impone recortes en las subvenciones, Esther Díaz (Bienestar Social) se excusa asegurando que no consiguió hablar por teléfono con el alcalde… Pero ambas administraciones tendrán que entenderse para encontrar una solución a los terrenos que quedarán liberados cuando el Principado meta la piqueta en los edificios del viejo Hospital Central. Sin embargo, la solución va para largo, y el Ayuntamiento teme que el gobierno regional perpetúe el cierre y tapiado de los edificios, como ha hecho con los chaléts de la Ciudad de Perlora. El Principado tampoco llevará a cabo la segunda fase de ampliación del Museo de Bellas Artes, y ni siquiera se sabe, con certeza, cuando abrirá al público el ‘nuevo’ Museo. En muy poco tiempo, el Principado ha pasado de las grandes inauguraciones, al abandono, los retrasos, y el silencio. Por eso, Iglesias Caunedo ha decidido, o eso parece, pasar al ataque, la paciencia no es infinita. El pasado miércoles, el concejal Gerardo Antuña, volvió a repetir las mismas críticas que había desempolvado Agustín Iglesias Caunedo. Para Antuña, los concejales socialistas están “preocupados únicamente en justificar y esconder los incumplimientos, la ineptitud y los agravios contra Oviedo del gobierno regional. Hemos tratado de ser positivos ante sus incompetencias”, sostiene Antuña, recordando que el Principado fue incapaz, a lo largo de tres años, de finalizar ni siquiera el anillo perimetral del HUCA, o de instalar la señalización de hospital antes de ponerlo en marcha.

Ni nuevas obras en Oviedo, ni acabar las que ya están en marcha, y tampoco apoyar económicamente el Museo de las Reliquias que quiere levantar Caunedo en el solar desvencijado de los curas (el ‘martillo’ de Santa Ana). La consejera de Cultura, Ana González, ya ha anunciado que las arcas del Principado no están para financiar “museos locales”. No habrá nuevos centros de salud, ni nuevos colegios ni institutos (La Florida y La Corredoria los reclaman), ni instalaciones deportivas, ni apoyo económico para el Día de Asturias. El Ayuntamiento tendrá que seguir tirando del carro de la educación y de las políticas sociales, a pesar de que no son competencias municipales. El Principado ningunea a Oviedo, y Caunedo, ante la sumisión de Mercedes Fernández, está dispuesto a plantarle cara al gobierno de Javier Fernández.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter