05:28. LUNES 23 DE SEPTIEMBRE DE 2019

Más democracia, más participación, más transparencia

Opinión
27 junio, 2014
MANUEL GONZÁLEZ ORVIZ Coordinador General de Izquierda Unida en Asturias

Izquierda Unida de Asturias ha dado un paso importante en su apertura a la sociedad con la aprobación, en referéndum, de la celebración de primarias para la elección de coordinadores (locales y general), así como para la designación de candidatos y candidatas a alcaldías, Principado de Asturias, y Congreso y Senado. Son tiempos en que no basta con contarlo: hay que hacerlo.

La militancia ha decidido que los procesos de elección de nuestras listas sean abiertos, con la participación de nuestra afiliación y de los simpatizantes. No es algo nuevo y ya en muchas organizaciones locales utilizábamos con normalidad este sistema. Ahora, además, lo elevamos a categoría de norma. Sinceramente, creo que estamos de enhorabuena, porque hemos dado pasos muy importantes que permitirán mayor participación para lo que auténticamente importa: dar respuesta a las necesidades de Asturias y además, lo hacemos dándole la voz, la palabra, a la gente, que es la auténtica protagonista.

Pero esta consulta a la militancia es mucho más, es una demostración de la fortaleza de nuestra organización y de nuestro compromiso con la democracia real, la participativa, aquélla en la que la ciudadanía detenta el auténtico poder.

No es una frase grandilocuente, es la mera realidad porque, ahora, también, tras el referéndum, la militancia y los simpatizantes decidirán sobre quiénes irán en nuestras listas y hasta su orden pero, además, también tendrán la capacidad para decidir la revocación de sus representantes si, por cualquier circunstancia, se apartan del cometido para el que fueron elegidos.

En IU llevamos mucho tiempo en procesos de apertura a la sociedad, porque creemos que, sólo con transparencia y honradez, es la única fórmula para acabar con la desafección a la política. Esta falta de confianza es fruto de muchas cosas, de la opacidad de muchos partidos, del propio modelo de democracia representativa que, lamentablemente, funciona en nuestro país y en el que, parece, que la ciudadanía solo puede decidir cada cuatro años. Y, además, para la mayoría de los partidos –PP y PSOE especialmente- el programa no es un contrato con el elector.

IU lleva mucho tiempo insistiendo en la necesidad de cambiar el modelo democrático para lograr que la gente se implique en la política, porque es a través de la política como podemos mejorar nuestras condiciones de vida y, también, la herramienta necesaria para defender nuestros derechos ciudadanos. Si no lo hacemos, otros lo harán por nosotros y en contra nuestra, como sucede ahora.

Hace meses, intentamos que Asturias modificara su ley electoral y una de las medidas que pedíamos era, precisamente, la democratización de los partidos con la incorporación de las primarias como un modelo de funcionamiento obligatorio, porque solo si también se cambian, con normas claras, el funcionamiento de las organizaciones políticas será posible que la democracia funcione, lo que supone, inexcusablemente, la capacidad, real de que la gente pueda decidir. No lo logramos, porque el PSOE se negó a aprobar este cambio legislativo que habría sido posible, ya que había votos suficientes en la cámara para aprobar esta reforma que mejoraría, sin duda, la calidad democrática de Asturias y, sobre todo, la capacidad de decisión de los asturianos y asturianas.

Con este referéndum, creo que hemos dejado claro que en IU tenemos como horizonte lograr que la democracia sea real y damos ejemplo, empezando por nosotros mismos, elevando a categoría de norma interna lo que, repito, lamentablemente, no fue posible elevar a categoría de Ley en la Junta General del Principado. Estamos de enhorabuena.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter