06:28. MARTES 26 DE MAYO DE 2020

Lugo-Real Oviedo, 3 puntos y polémica

Deportes, Oviedo
23 enero, 2016

Ya lo dice el CD Lugo en su spot promocional del partido de esta tarde ante el Real Oviedo (Ángel Carro, 18:00 horas): «algo más que 3 puntos». La polémica sobre las entradas y el boicot de las peñas azules y la directiva del club azul al desplazamiento, ha caldeado el ambiente del primer partido de la segunda vuelta, dejando, hasta ahora, en un segundo plano el aspecto deportivo. Pero más allá del plantón de la afición carbayona, el Real Oviedo se juega permanecer enganchado a los puestos de cabeza, y en función del resto de resultados, acabar la jornada en ascenso directo.

El Real Oviedo solo ha perdido 2 de los últimos 11 partidos, viene de ganar al Zaragoza en el Carlos Tartiere, y de empatar en Osasuna (dos teóricos rivales por el ascenso), y vencer en Lugo confirmaría su racha de resultados, cuando la próxima jornada recibirá en casa al Alavés, el líder provisional. Aunque Sergio Egea recupera a Erice tras su sanción por acumulación de tarjetas, sigue sin contar con Linares y Vila por lesión, mientras Verdés, que jugó infiltrado en El Sadar, se ha caído de la convocatoria de 18 futbolistas que ayer por la tarde partió hacia Galicia. Ante las bajas, una de las plazas del centro de la defensa podría ser para Bautista (quien aún no se ha estrenado esta temporada) o Cristian Rivera. Kike Torrent, central del Vetusta, también ha viajado a Lugo, mientras Omgba se quedó en Oviedo. Font, Bedia y Rivera también podrán acompañar a Erice en el centro del campo, en sustitución de Vila. Y por arriba, Toché y Koné. Egea podría alinear su clásico 4-4-2, o mantener el 4-2-3-1 de la pasada jornada, para no arriesgar con Toché. Esteban; Peña, Bautista, David Fernández, Diegui Johannesson; Susaeta, Erice, Cristian, Valle; Kone y Toché podrían ser el once titular.

Joaquín del Olmo, director deportivo, y Jorge Menéndez Vallina, presidente del club, estarán en el Ángel Carro, pero no en el palco. Verán el partido desde la grada, en protesta por el trato dado a los aficionados azules. El Real Oviedo solicitó 3.000 entradas, y el club gallego ofreció solo 890, y a precios de entre 20 y 40 euros (en la primera vuelta, los lucenses solo pagaron 20 en el Carlos Tartiere). La APARO coordinó la suspensión de los viajes de las peñas, y la directiva carbayona se negó a vender las entradas enviadas desde Lugo. Los gallegos han intentado venderlas por otros canales (era necesario llamar, pagar en metálico en un banco, enviar el resguardo junto al nombre y el DNI, y recogerlas 4 horas antes del partido), pero lo más probable es que la presencia de oviedistas en el campo sea muy reducida, o nula.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter