01:41. MIéRCOLES 26 DE FEBRERO DE 2020

Todos, contra los Mercedes

Deportes
19 marzo, 2016

La cuenta atrás ha comenzado. Mañana, a las 6 de la madrugada -hora española- arrancará en Melbourne la primera carrera del Mundial de Fórmula 1. Se disputarán 21 grandes premios (la mayor cifra de la historia) a lo largo de 4 continentes. En la ‘parrilla’ habrá 22 pilotos de 13 nacionalidades. Cada uno de los monoplazas tendrá que recorrer 6.394 kilómetros  para completar las 1.275 vueltas del calendario, desde hoy (Australia) y hasta Abu Dhabi (noviembre). Hay 2.121 puntos en juego y 63 podios, pero solo habrá un ganador.  El británico Lewis Hamilton aspira a su cuarta corona (la tercera consecutiva) tras sus triunfos en 2008, 2014 y 2015. El campeón británico tendrá como compañero, y principal rival, al alemán Nico Rosberg. Al igual que en los dos mundiales anteriores, los Mercedes seguirán ‘volando’ sobre la pista, y Hamilton será el rival a batir.

Tras el decepcionante Mundial de 2015, el McLaren MP4-31, equipado con un nuevo motor Honda, es la apuesta del equipo británico para superar los problemas del año pasado (falta de potencia, de velocidad punta, poca fiabilidad mecánica…) que sufrieron Fernando Alonso y Jenson Button. Pero ni los ingenieros son optimistas. A los McLaren les falta mucho rodaje, y también potencia. Fernando Alonso, que tras los últimos y continuados fiascos, ya está curado de espanto; cumple quince años como piloto oficial desde su debut en Minardi (2001), y diez desde que ganó su segundo y último título mundial. Y no parece que este vaya a ser tampoco su año.

Los Ferrari volverán a plantarle cara a los Mercedes, con el alemán Sebastian Vettel y el finlandés Kimi Raikonen a los mandos del nuevo 059/05.  Red Bull será la tercera escudería en discordia, y Daniel Ricciardo (Australia) y Daniil Kvyat (Rusia), pelearán por algún podio. El resto de equipos, Williams, Renault (con un fiable RS16), Toro Rosso, Force India, Manor Racing (motores Mercedes) y los novatos de Haas (con motores Ferrari), completan una parrilla que, previsiblemente, volverá a ser un ‘monólogo’ en manos de Mercedes y Lewis Hamilton. Además del piloto asturiano, habrá otro español en los boxes. Carlos Sainz Jr. volverá a pilotar un Red Bull en su segundo año en la categoría. Su mejor marca hasta la fecha (un séptimo puesto en el Gran Premio de Estados Unidos).

El Mundial llega marcado por las novedades: en las sesiones de calificación (por ‘muerte súbita’, ya que los más lentos quedarán eliminados), y por el cambio de los neumáticos, todo un clásico mundial tras mundial. En la ‘parrilla’, el francés Romain Grosjean ha cambiado Lotus por el Haas Team, junto a otro debutante, el mexicano Esteban Gutiérrez. El tercer británico del Mundial, Jolyon Palmer (Renault), el alemán Pascal Wehlein, y Rio Haryanto, el piloto indonesio, también debutarán este fin de semana en la F1. Por primera vez en más de una década, habrá que pasar por la ‘caja’ de Movistar para ver el Mundial de F1, a excepción del Gran Premio de España que se disputará en el Circuito de Cataluña, y se podrá ver en abierto. Otra novedad será la restricción de las comunicaciones por radio. Los pilotos no recibirán información de los ingenieros sobre el motor, la carga de gasolina o la elección de neumáticos. Habrá menos órdenes y los pilotos tendrán que tomar sus propias decisiones, aumentando el margen de error. El magnate de la F1, Bernie Ecclestone, quiere una competición mucho más abierta e impredecible, y la forma más efectiva de conseguirlo, es dejar a los pilotos ‘mudos’ y ‘sordos’. Todo sea por mantener la emoción de un ‘circo’ venido a menos.

Clasificación por KO

La FIA, una temporada más, ha impuesto un carrusel de cambios. Para hacer más atractiva la jornada de clasificación, ha introducido un nuevo sistema que definirá la parrilla de salida por KO. Se mantienen tres rondas (Q1, Q2 y Q3), que durarán menos tiempo. En la primera, se clasificarán 15 de los 22 pilotos, en la segunda 8, y en la última solo quedarán los dos más rápidos, que se disputarán la pole en un mano a mano sobre el asfalto.

La F1 regresa a Alemania

El año pasado, el Mundial no hizo parada en Alemania por las imposiciones económicas del patrón y multimillonario Bernie Ecclestone. Pero en 2016, la competición regresa a Hockenheimring (31 de julio). En las últimas cuatro temporadas, de 2011 a 2014, 4 pilotos diferentes alcanzaron la victoria: Fernando Alonso, Lewis Hamilton, Sebastian Vettel y Nico Rosberg. Schumacher, con cuatro victorias en el GP de Alemania, sigue siendo el ‘rey’ de este Gran Premio.

El GP de Europa, en Asia

El Gran Premio de Europa vuelve al Mundial después de 4 años de ausencia. Pero no se correrá en Donington Park (Gran Bretaña), Nürburgring (Alemania), ni  Valencia, como en temporadas anteriores. Se disputará en Bakú, capital de Azerbaiyán, una república ‘encajonada’ entre Turquía, Armenia, Irán y el Mar Caspio, un escenario inédito para la F1 (19 de junio). Será un circuito urbano, con una longitud de unos 6 kilómetros.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter