19:00. LUNES 30 DE MARZO DE 2020

El Colegio Cabrales, Oficina de Igualdad o guardería

Gijón
14 noviembre, 2016
ALEJANDRO CAICOYA

Guardería, o sede feminista. Hace tres años, el gobierno de Foro pro­puso transformar el antiguo Cole­gio Cabrales en una escuela de 0 a 3 años, que iba a ser inaugurada en septiembre de 2014. Pero ante la fal­ta de avances, las asociaciones de mujeres han aprobado una Carta Local para la Igualdad, solicitan­do que el edificio se convierta en la nueva sede de la Casa de Encuentro y la Oficina de Igualdad. El debate ha llegado hasta la Junta General, pero la situación sigue bloqueada. El inmueble, ubicado en el cruce de las calles Casimiro Velasco y Cabra­les, tiene una gran ventaja, su ubica­ción en el centro de Gijón. Y un gra­ve inconveniente. Está protegido por su valor histórico. El año pasa­do, fue incluido por el Principado en el Inventario de Patrimonio Cultural de Asturias, con la máxima protec­ción, que impide reformar las an­tiguas aulas para convertirlas en una guardería, y añadir un nuevo módulo sobre el actual patio de jue­gos. Demasiados problemas, que han impedido a Foro cumplir una de sus promesas electorales, aun­que Carmen Moriyón no renuncia al proyecto. El pasado lunes, en la comisión de Educación, la concejal Montserrat López, reconoció ante la oposición que la apertura una es­cuela infantil en el Colegio Cabrales sigue en los planes del Ayuntamien­to, aunque no dispone de financia­ción en el proyecto presupuestario, a pesar de que en 2013, Foro incluso dio nombre a la guardería: Eusebio Miranda, el primer propietario del centenario edificio, que cedió en 1910 para fines educativos.

La oposición, con el PSOE al frente, critica la contradicción municipal, ya que el consistorio tam­bién apoya la Carta Local para la Igualdad. La concejal Begoña Fernández solicita una solución a corto plazo, “en menos de tres me­ses”, para poder redactar los pro­yectos, e iniciar las obras a lo largo del presente mandato. El PSOE ha propuesto alternativas para cada propuesta: la Escuela de Comer­cio (actualmente en obras) podría se la sede la Casa de Encuentro, entre otras actividades; y el colegio público Los Campos podría acoger la guardería.

Debate parlamentario

Tras varios intentos fallidos, el Ayuntamiento y el Principado lle­garon a un acuerdo para poner en marcha la guardería del Cole­gio Cabrales, pero poco después, el gobierno autonómico bloqueó la situación al dotar al edificio del máximo grado de protección (fue construido a finales del siglo XIX, como sede de la Escuela Santa Rita). El mes pasado, Ciudadanos propuso en la Junta General reba­jar el grado de protección, para rea­lizar las obras de adecuación nece­sarias. La Consejería de Patrimonio se comprometió a estudiar la pro­puesta, y a enviar a sus técnicos al inmueble, para valorar su estado ‘in situ’, y elaborar, junto al perso­nal municipal, una alternativa. Pero pasan las semanas, y no hay plazos, ni visitas. El Principado sigue blo­queando la reforma del Colegio Ca­brales, y el Ayuntamiento ha des­cartado una solución a corto plazo, dejando el proyecto sin dinero (sí habrá 200.000 euros para la escue­la infantil de Contrueces). El equi­po de gobierno quiere “garantizar la viabilidad” de la iniciativa, que sin embargo, hace tres años, pare­cía mucho más sencilla, y contaba con un plazo de ejecución de ape­nas 12 meses. Mientras tanto, el edi­ficio sigue vacío, y varios colectivos se han fijado en el inmueble, como los firmantes de la Carta Local de Igualdad, impulsada también por el Ayuntamiento. Proponen llevar al Cabrales charlas, conferencias y actividades, el Centro Asesor de la Mujer y la Oficina de Igualdad, que actualmente se encuentra en el Centro Municipal Integrado de La Arena, compartiendo instalaciones con otros servicios municipales. Fo­ro Asturias tendrá que decidir si si­gue adelante con la guardería, o dar marcha atrás por los problemas que presenta la rehabilitación, y destina el inmueble a las asociacio­nes feministas. Esa solución, tam­poco sería sencilla. La Fundación Miranda, que gestiona la herencia de Eusebio Miranda, impulsor de la primera escuela, recuerda que el edificio fue cedido para fines edu­cativos. Si no se cumple la voluntad del benefactor, la Fundación podría solicitar la devolución del histórico Colegio Cabrales

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter