16:57. SáBADO 19 DE OCTUBRE DE 2019

Gratuidad en las escuelas infantiles

Editorial
10 diciembre, 2017

Al gobierno regional le que­dan nueve días hábiles pa­ra encontrar los apoyos que necesita para poder aprobar los nuevos presupuestos. No lo tiene fácil, pero tampoco imposible. El PSOE aprobó las cuentas de este año con el apoyo del PP y Ciudadanos. Pero, en es­ta ocasión, ambos partidos, obedeciendo a consignas que se toman a 400 kilóme­tros de Asturias, no van a dar su visto bue­no a los presupuestos socialistas. Tan solo Izquierda Unida está dispuesta a apoyar las cuentas, sin ningún rencor, teniendo en cuenta que, hace casi un año, el PSOE despreció todas y cada de sus enmiendas a los presupuestos. Aún así, el apoyo de IU es insuficiente para dar luz verde a las cuentas del próximo año.

Con la cartas del PP, Ciudadanos, y Foro Asturias, sobre la mesa, el frente del ‘no es no’ a unos presupuestos que no respon­den ni a las necesidades, ni a las urgen­cias de Asturias; el grupo parlamentario de Podemos tendrá la última palabra y en sus manos está el destino de los nuevos presupuestos. A diferencia de las extra­vagancias, desmesuras, y hasta el infan­til, en ocasiones, comportamiento que ex­hiben Pablo Iglesias Irene Montero en el Congreso de los Diputados; el partido morado que en Asturias lidera Daniel Ri­pa, está ejercitando en el parlamento astu­riano una oposición, sorprendentemente madura, crítica y constructiva, y sin nin­guna estridencia a diferencia de su jefe de filas e ideólogo a nivel nacional. Al decálo­go habitual de exigencias y demandas que comparten todos los partidos en materia de empleo, sanidad, educación, vivienda y políticas sociales; Podemos Asturies recla­ma que se ponga en marcha la gratuidad en las escuelas públicas e infantiles, para los niños de hasta tres años. Una medida realista y necesaria, y muy alejada de los populismos y demagogias, a los que nos tiene acostumbrado el partido morado, y sus confluencias y mareas, en otras comu­nidades. La implantación de la gratuidad en las escuelas infantiles tendría un coste que el gobierno regional ha cifrado -al al­za- en 20 millones. Un coste razonable y nada gravoso, en un nonato presupuesto que alcanza los 4.485 millones, el mayor de los últimos siete años, y en el que hay partidas tan elevadas e improductivas, co­mo el dinero que reciben, a fondo perdido, las patronales y los sindicatos.

Podemos ha puesto sobre la mesa su prin­cipal exigencia que, económicamente es asumible, y socialmente necesaria para los bolsillos de los ciudadanos, y también para ‘fijar’ e incrementar la población en esta Asturias que galopa hacia el enveje­cimiento y la despoblación. Al PSOE le corresponde ahora, mover ficha. Y lo tie­ne que hacer muy rápido, ya que el próxi­mo miércoles es el último día fijado -por el reglamento de la Junta General- para pre­sentar enmiendas a la totalidad a los pre­supuestos del próximo año. El diputado y portavoz de Podemos, Emilio León, ya ha anticipado que la gratuidad en la red de escuelas infantiles es una condición indis­pensable para que su formación no se su­me a la batería de enmiendas a los presu­puestos que están al caer. Desde luego, si el PSOE no saca adelante los presupues­tos, será por pura necedad y pasotismo gobernante.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter