14:21. MARTES 16 DE OCTUBRE DE 2018

NO a la confluencia. IU no debe diluirse

Opinión
12 junio, 2018
ALEJANDRO SUÁREZ Secretario de Organización de Izquierda Unida de Asturias

Parece ser que rechazar la confluencia de la izquierda provoca un anatema. Decir que no deseas que Izquierda Unida y Podemos formen un bloque electoral indivisible significa poner en peligro la capacidad de la izquierda transformadora para superar al PSOE y liderar gobiernos de cambio. Sinceramente creo que la desaparición de IU de la escena electoral bajo un paraguas común es un grave error conceptual, filosófico, ideológico y político. Aun más, dejará huérfano de representación política a un sector importante de la sociedad que no se identifica con el proyecto de Podemos que es el actor hegemónico de esa unión. En política hay uniones que no suman. Respeto muchísimo el proyecto político de Podemos, al menos el inicialmente concebido y teorizado aunque la práctica izquierdista y epidérmicamente radical de su actual cúpula estatal lo haya desnaturalizado. Lo respeto tanto y reconozco su valor que reclamo no unificarme orgánica o institucionalmente con él. Reclamo dejar que Podemos cubra su campo ideológico y social sin interferir para luego cooperar con Podemos, converger con Podemos en los parlamentos, en los gobiernos, en las movilizaciones, en el conflicto social, pero entendiendo que el sistema de ideas de IU es diferente e imprescindible y tiene que tener presencia electoral directa pues es la única que te conecta con la ciudadanía y te da la fuerza necesaria para ser un actor político como siempre hemos sido. Los parlamentos necesitarán de nuestra voz independiente para sumar a la de Podemos, pero también para que se de preferencia a los sindicatos de clase ante los problemas socio económicos y ecológicos, para reclamar un sistema impositivo verdaderamente transformador y un Estado  fuerte y fuertemente solidario, para evitar que los gobiernos de cambio se venzan ante la poderosa inercia de la moderación, en definitiva, se necesita a Izquierda Unida. Podemos no es la Casa Común de la Izquierda, pues fue inteligentemente teorizado con otros fines e IU tiene ya sus propios cimientos independientes que nos vienen desde antes de la dictadura, pasando por ella y la Transición hasta este siglo XXI. Necesitamos converger en causas comunes pero no malbaratando nuestra estructura. Sólo quien no entiende bien lo que es el radicalismo de izquierdas, sus límites e insuficiencias y el retroceso histórico que supone o aquellos que creen que es un sistema de ideas con algún valor transformador puede teorizar que Podemos e IU han de presentarse conjuntamente. Nuestra fuerza nos la proporciona la competencia y cooperación virtuosa de dos sistemas de ideas diferentes no la unión artificial de ambos generando un subproducto eminentemente izquierdista que históricamente ha devenido en ineficaz ante la derecha y ante una socialdemocracia que lo termina por apoderar. Coda final, ¿Cómo puede el líder de Podemos avisar de la necesidad de moderarse si acceden al gobierno ya que todo se medirá en función de la “correlación de fuerzas” y criticar la Transición?

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter