11:19. VIERNES 14 DE DICIEMBRE DE 2018

Un carbayón al rescate del Sporting

Deportes
1 diciembre, 2018

Ni nació en Gijón, ni se crió en Mareo. José Alberto es carbayón y tiene un pasado vinculado al Real Oviedo, pero sus años en El Requexón han desaparecido de su curriculum. Aunque el aho­ra técnico sportinguista apela al amor de su madre por los colo­res rojiblancos, y ha fijado su re­sidencia en La Fresneda (terreno neutral), de niño le tiraba más el azul. Su etapa como futbolista comenzó en el Astur, de dónde pasó a las categorías inferiores del Real Oviedo, ya que el Spor­ting “no me llamó”, como expli­có en su presentación. Además, “como era lógico, quería jugar en el equipo de mi ciudad”. Y no le fue mal. Llegó a ser capitán del equipo cadete, entre otros. Tras colgar las botas, y mientras estu­diaba Magisterio, comenzó a en­trenar a los benjamines del As­tur, que en 2003 se convirtió en el Oviedo ACF, el engendro creado por Gabino de Lorenzo para aca­bar con el Real Oviedo. A José Al­berto, vecino de Fuertes Acevedo (junto al Carlos Tartiere), le “pilló por medio” todo aquello.

Del campo Hermanos Llana (donde aún juega el Astur), José Alberto se marchó a Mareo, dón­de empezó desde la base, como técnico de apoyo, entrenador del equipo infantil, del cadete… En 2013 regresó a Oviedo, para en­trenar al Covadonga, que acabó la temporada quinto, en el Gru­po 2 de Tercera División. En 2014 volvió a Gijón para dirigir al Ju­venil en División de Honor, y en 2016 ascendió al Sporting B, que logró el ascenso de Tercera a Se­gunda B en 2017, y que el pasa­do verano llegó a disputar la pro­moción de ascenso a Segunda. A pesar de su larga experiencia en Mareo, José Alberto nació y se forjó como futbolista y entrena­dor en Oviedo.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter