07:08. DOMINGO 18 DE AGOSTO DE 2019

“Quiero gobernar con tranquilidad y en solitario”

Entrevistas, Oviedo, Política
20 mayo, 2019
PEDRO ALBERTO ÁLVAREZ

Contra todo pronóstico -y contra la decisión de la FSA-, Wenceslao López tomó el bastón de mando en 2015, a pesar de cosechar el peor resultado histórico del PSOE en Oviedo (4.501 votos menos que en 2011 y solo 5 concejales). Desde entonces, ‘Wences’ ha ejercido tanto de alcalde, como de ‘apagafuegos’, aliviando las polémicas entre los socios del tripartito. El Ayuntamiento ha cambiado sus rutinas, pero no renuncia ni a la huerta (acaba de plantar lechugas y fabas de mayo), ni a cultivar orquídeas que siempre decoran su despacho, ni al pilates mañanero. Y mantiene el chaleco, la corbata roja y el bigote como ‘marca de la casa’. Abuelo de tres nietos y ‘decano’ de las Consistoriales (70 años) se ha pasado cuatro años “rehaciendo Oviedo”. Ahora pide otros cuatro para “construir futuro”. Y a ser posible, sin socios de gobierno.

.-Cuatro años después, se agota la legislatura y todos vuelven a la casilla de salida.

Hay diferencias importantes respecto a la anterior campaña. La fundamental, que ahora tengo un doble papel. Soy alcalde y al mismo tiempo candidato, y he de multiplicarme. No puedo eludir mis responsabilidades, pero también me corresponde difundir y exponer nuestro programa electoral y reivindicar nuestros logros, algo que no es sencillo, porque muchos son invisibles.

.-Explíquese.

Hemos hecho una labor que no se ve a simple vista. Me refiero a las 5.000 personas que han encontrado empleo en Oviedo, en parte por los 2.000 puestos de trabajo que hemos creado durante estos cuatro años desde el Ayuntamiento. Y también quiero destacar la eliminación de las listas de espera para recibir una ayuda de emergencia o contra la pobreza energética, o el importante aumento de las becas o ayudas escolares. No hemos levantado Calatravas ni palacios, pero mucha gente vive en Oviedo mejor que hace cuatro años.

.-Le veo muy optimista y poco autocrítico.

Estoy satisfecho, pero no del todo, porque en política municipal siempre hay infinitas cosas por hacer. Tengo la conciencia tranquila, ya que hemos hecho todo lo posible, y también algunas cosas que parecían imposibles, en poco tiempo y con recursos limitados.

.-Pese a ese balance, las encuestas no le dan al PSOE más de 6 o 7 concejales.

Los ovetenses valorarán el cambio. Veníamos del expolio cometido por el PP durante 24 años, un expolio que alcanza los 270 millones de euros , del Asturcón a Villa Magdalena, dinero público tirado a la basura. Oviedo no se merece tener de nuevo un gobierno de derechas.

.-Aún así, las derechas podrían sumar más que el tripartito. En las elecciones generales, los votos del PP, Ciudadanos y VOX en Oviedo alcanzaron el 53%.

No volveremos al pasado. En estos años, los vecinos han visto como todas las losas heredadas del PP se venían abajo: el spa del Naranco, los aparcamientos, el Calatrava, el Auditorio… Hasta dejaron la SOF en una situación insostenible y alegal. Frente a los pufos, nosotros hemos construido proyectos de futuro, para El Cristo- Buenavista, La Vega, o el Bulevar de Santullano. La derecha extrema, con unas siglas u otras, siempre ha tenido un nicho electoral en Oviedo. Pero si todos los progresistas salimos a la calle a votar, en vez de quedarnos en casa, seremos mayoría. No me cabe duda.

.-¿Cómo valora la gestión del tripartito?

Fue un pacto inédito en toda España. Hemos tenido desacuerdos, pero más bien a nivel interno. Esos problemas no han afectado a la gestión municipal.

.-Pero provocaron, entre otros contratiempos, importantes retrasos en la aprobación de los presupuestos.

Hubo retrasos, pero la actividad económica y la gestión municipal han alcanzado un volumen mayor en estos años,  que durante la etapa del PP. En este tiempo he demostrado mi capacidad de diálogo, tanto con el Partido Popular a nivel nacional para negociar sobre La Vega, como con nuestros socios (Somos e IU), aunque a veces ha resultado aún más difícil. Frente al expolio del pasado, reconstrucción y futuro.

.-Para la oposición, Oviedo está más triste, oscuro y abandonado.

Eso es porque lo miran a través de gafas negras del interés partidista. Su apreciación no se corresponde con la realidad que vivimos los ovetenses.

.-¿Reeditaría el tripartito?

He gobernado junto a dos socios. Ahora me gustaría hacerlo solo, con más tranquilidad. Pero soy humilde, y tenemos que esperar el resultado de las urnas.

.-Volviendo a la gestión. Se han dejado en el cajón un remanente de 40 millones de euros.

El PP recortó la plantilla municipal, y con menos personal, tenemos que hacer frente a un presupuesto que se ha multiplicado por cuatro. Es demasiada carga de trabajo para nuestros empleados, otro problema heredado del PP, que es invisible para los vecinos.

.-¿A cuánto asciende la deuda municipal?

66 millones, 30 millones menos que hace cuatro años. Si además sumamos los 70 millones que hemos tenido que pagar por los pufos del PP, el resultado es una mejoría de 100 millones en un solo mandato.

.-A cambio, proyectos anunciados para la mitad de la legislatura, ni siquiera se han hecho realidad.

Es cierto, y hay ejemplos concretos, como el cambio en las líneas de TUA o la gratuidad del billete para los menores de 13 años. Y fue por culpa del PP. Cuando revisamos el contrato, comprobamos que el PP había dejado pendientes importantes modificaciones, sin legalizar. Ponerlo todo en orden nos llevó meses. Después, tuvimos que llevarlo ante el Consejo Consultivo. Varios meses más. En total, la chapuza del PP nos costó más de un año de retraso.

.-El entorno del viejo HUCA sigue esperando un proyecto para revitalizarlo.

El hospital se trasladó a La Cadellada en 2013, y el Ayuntamiento, gobernado por el PP, no hizo nada, hasta que nosotros llegamos a la alcaldía en 2015.

.-En esa etapa, su partido, el PSOE, gobernaba el Principado. Y tampoco facilitó las cosas.

Con ese mismo gobierno, y con nuestro impulso, se han realizado las primeras actuaciones. Se abrió el parque del Truébano, ya tenemos un proyecto para el Centro Social, y está en marcha la modificación del PGOU. Además, hemos dado los primeros pasos para que los edificios de Silicosis y Maternidad vuelvan a tener actividad. Esa es la diferencia entre el mandato de Agustín Iglesias Caunedo, y el mío.

.-En cuanto al futuro de La Vega, apenas hay buenas intenciones.

La fábrica se cerró en 2012. El PP no hizo nada por La Vega ni en 2013, en 2014 o en 2015. Yo abrí el debate con Pedro Morenés en 2015, y lo retomé con María Dolores de Cospedal en 2016. Tras decenas de cartas y reuniones, el futuro de La Vega ya está más cerca. Oviedo dispondrá de 50.000 metros cuadrados de naves para todo tipo de actividades, en un entorno privilegiado, a un paso del HUCA, del Campus del Milán y de la calle Uría, en el corazón del Área Central Metropolitana.

.-Ya que lo menciona, ¿qué ganaría Oviedo con el Área Central?

El Área Central Metropolitana no costará nada y solo aportará beneficios. Permitirá coordinar la gobernanza de los principales municipios, y competir en un mundo globalizado en una red urbana de 800.000 habitantes.

.-Asturias tiene un millón de habitantes. ¿Por qué dejar fuera al occidente y al oriente?

No los olvidamos, pero los municipios del área central tienen una ventaja. Están conectados a apenas 20 minutos unos de otros. Oviedo debe liderar este proyecto, desde su capitalidad, que además de un título, es una responsabilidad.

.-¿Hay que blindarla con una Ley de Capitalidad?

Es innecesario. Nadie cuestiona que Oviedo sea la capital de Asturias. Pero sin un Área Central, no seremos nada. El AMA hará más fuerte a toda Asturias, y también a Oviedo. Olvidemos los localismos inútiles.

.-Ser localista también es pedir inversiones para su concejo.

Si hay que pedir, yo me pongo el primero de la cola. Pero no olvidemos las inversiones del Principado en Oviedo. El HUCA, el Archivo, el Museo Arqueológico, la AS-II…

.-Esos equipamientos se inauguraron ya en la pasada legislatura, como poco. Y la AS-II, en 2007.

También están los 20.000 puestos de trabajo que hay en Oviedo por ser la capital de Asturias y la sede de sus instituciones.

.-Se dan por supuestos. Pero en otros concejos, las inversiones, autonómicas o estatales, suponen una lluvia de millones, de actividad y de empleo.

El Principado participará en los grandes proyectos de futuro de Oviedo, como el Bulevar de Santullano, el Cristo-Buenavista o el Naranco.

.-En estos cuatro años, lo único que han hecho en el Naranco es limpiar sendas y desbrozar.

El Naranco es la gran asignatura pendiente. Actuaremos sobre la zona del Prerrománico, para mejorar su entorno, alejar la carretera de los Monumentos y unir Santa María del Naranco y San Miguel de Lillo a través de zonas peatonales.

.-Es decir, aplicar el Plan del Prerrománico.

Y mucho más. También hemos logrado el compromiso del Principado para la cesión de la finca de El Pevidal. No lo hemos puesto por escrito aún porque no había financiación, pero pronto la conseguiremos. Allí habrá un aula de la naturaleza y un centro de interpretación. Recuperaremos el Naranco.

.-Antes citaba el Bulevar. ¿Veremos las primeras obras en la próxima legislatura?

Si. Pero un proyecto de estas características no puede ejecutarse con prisas. Debemos tener todas las garantías económicas, legales y técnicas antes de avanzar. Y el proyecto contenía errores. Yo mismo tuve que reunirme con los técnicos tres veces para que accedieran a incluir un ramal en la futura rotonda de La Monxina, que conecte con el polígono del Espíritu Santo.

.-En los primeros meses del tripartito, anunciaron un plan para recuperar los servicios privatizados. Cuatro años después, solo han ‘rescatado’ la recaudación de impuestos.

¿Recuerda cuando la derecha aseguraba que sería un caos? Pues ha sido un éxito, que supone un ahorro de 4 millones al año. Nos gustaría hacer lo mismo en otras áreas, pero debemos respetar los contratos. Conforme vayan finalizando, estudiaremos cada caso, comprobaremos si es factible remunicipalizarlos, y cuál sería el coste patrimonial y del servicio.

.-El Oviedo Baloncesto sigue reclamando un nuevo pabellón.

Lo haremos en La Florida, es la mejor decisión y una inversión de justicia. No tiene marcha atrás.

.-¿Afrontarán los arreglos pendientes en el Carlos Tartiere?

El Tartiere es otro pufo del PP. Tiene problemas desde el césped a la cubierta. Haremos todo lo posible para reparar los desperfectos, y buscar soluciones para el campo. Hemos descartado cubrir el estadio o instalar espejos que reflejen la luz del sol. La mejor opción son lámparas de calor para el césped. Trabajamos en esa línea, y así se lo hemos comunicado al Real Oviedo.

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter