16:59. SáBADO 19 DE OCTUBRE DE 2019

Una empresa de un alto cargo socialista, facturó 1,13 millones de euros a la Consejería de Sanidad

Oviedo
14 diciembre, 2012
Sergio García

Y ahora, la Consejería de Sanidad. Un escrito ‘anónimo’, remitido a la comisión parlamentaria del ‘caso Marea’, denuncia otra supuesta trama de contrataciones irregulares, que salpicarían al ex director de la Agencia Regional de Sanidad y Consumo, Juan Llaneza; y a otros cargos, y altos funcionarios de la Consejería de Sanidad, durante los gobiernos de Vicente Álvarez Areces. Desde el lunes, el ‘chivatazo’ está en manos del Fiscal Superior de Asturias, Gerardo Herrero, para que determine, o de traslado del ‘anónimo’ al juez que investiga el caso, Ángel Sorando, sí considera que los hechos denunciados, pudieran ser constitutivos de delito. Se da la circunstancia, de que alguna de las empresas que son citadas en el ‘anónimo’, hace tiempo que están siendo investigadas por el juez Ángel Sorando, en una pieza aparte, que agrupa a familiares de altos cargos y ex cargos socialistas, que habrían participado en empresas que recibieron un trato preferente desde el gobierno de Álvarez Areces.

En su denuncia, el ‘anónimo’, pone el punto de mira sobre la empresa, Interinfancia y Territorio, una sociedad limitada unipersonal, hoy integrada en el grupo La Productora, y vinculada en su nacimiento, al que fuera secretario general del PSOE en Gijón, José Manuel Sariego, según ha denunciado, en distintas ocasiones, el grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Gijón. En La Productora, también ocuparon cargos ejecutivos, Jacinto Braña, ex alto cargo en los gobiernos de Areces y, en la actualidad, director general de Políticas Sociales del Principado; Lorenzo Pañeda, marido de Begoña Fernández, ex concejala, ex diputada, y ex directora del Instituto de la Mujer; y Eva María Sánchez, ex directora de Gestión Patrimonial de la Consejería de Cultura, que está casada con Víctor Manuel Suárez Prado, ex viceconsejero de Comunicación, y hoy jefe de Gabinete de Areces en el Senado. En el caso de Jacinto Braña, éste ejerció de administrador único de Interinfancia y Territorio, hasta octubre de 2007, aunque, por entonces, llevaba varios meses al frente de la Agencia Asturiana para el Desarrollo de la Cooperación. Hasta entonces, además de ejercer de administrador de Interinfancia, había sido responsable de proyectos de La Productora. Desde el pasado mes de junio, Braña es el director general de Políticas sociales de la Consejería de Bienestar.

Interinfancia y Territorio, habría sido la empresa de ‘cabecera’, en servicios de comunicación y publicidad, de la Agencia Regional de Sanidad y Consumo, que dirigió desde 1999 hasta 2011, Juan Llaneza. En su denuncia, el ‘anónimo’, adjunta un estadillo pormenorizado de las contrataciones del Principado con la citada agencia, entre los años 2004 y 2010, que detallan las compras (adjudicaciones) de 140 facturas, por un importe que supera el millón de euros. En todos los casos, aparentemente, se trata de compras directas de la Agencia Regional de Sanidad y Consumo, sin mediar la libre concurrencia o la presentación de tres ofertas, aunque en algún caso, se solicitaron otras ofertas a empresas pertenecientes o ‘afines’ al mismo grupo empresarial. Los servicios que facturaba Interinfancia y Territorio fueron de lo más diverso: expositores de material didáctico, duplicación de CDs multimedia, implantación web en centros de consumidor, jornadas de formación en materia de consumo, elaboración de talleres, confección revista, y un sinfín de servicios que la Agencia de Sanidad y Consumo, siempre adjudicaba a la misma empresa. Entre otras adjudicaciones, llaman la atención, tres facturas mensuales emitidas desde el 2004, por importe fijos de 15.431 euros y 12.510 euros, con el concepto de ‘Gestión de Centros de Formación del Consumidor’. En su denuncia, el ‘anónimo’, indica que “no solo se contrataron actuaciones que nunca se llevaron a efecto sino que incluso, al igual que sucedía en el Archivo Histórico, había personas pagadas por estas empresas…, que trabajaban en el Principado diariamente…”; en alusión a personal que trabajaba en la administración regional, aunque con ‘cargo’ empresas privadas. Un ‘modus operandi’, idéntico al que recoge el sumario del ‘caso Marea’, donde la empresa ASAC COMUNICACIONES, emitía facturas falsas al Principado, para pagar a empleados que la imputada Marta Renedo le hacía contratar, como si se tratase de personal perteneciente al Principado.

La denuncia del ‘anónimo’, refleja el alto nivel de gasto en publicidad y comunicación, de la Agencia Regional de Sanidad y Consumo, que llevaba a cabo continuas y mensuales contrataciones, prácticamente con la misma agencia (Interinfancia y Territorio); así como también supuestas compras ficticias, facturas ‘engordadas’, y encargos ‘cruzados’ entre empresas pertenecientes al mismo grupo empresarial: Asturservicios ‘La Productora’ (Gijón).

Comparte:
  • Print
  • Add to favorites
  • RSS
  • Digg
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • email
  • Live
  • MySpace
  • Netvibes
  • Technorati
  • Twitter